Rss

Archives for : Ciencia ficción hecha realidad

MR. Robot una serie que no te puedes peder

Si eres un fan de las películas de ciencia ficción y series futuristas que mezclan la realidad con la ficción no puedes perderte una nueva serie que está dando mucho de que hablar, la serie se llama MR. Robot y ha sido muy difundida ya que habla sobre la contingencia nacional en USA, especialmente luego de las últimas elecciones presidenciales. Mr Robot transcurre en el presente y cuenta la historia de un hacker muy talentoso llamado Elliot que tiene trastornos de personalidad como esquizofrenia, y se enfrasca en una batalla personal contra si mismo y luego contra un gigante corporativo al que llaman Evil corp. Evil corp simboliza a estos empresas monstruosas como Google, Amazon que tienen divisiones y productos para cada parte de la vida.

El primer capítulo de la primera temporada es muy cautivante, ya que hablan sobre la Deep web, y ellliot da muchos detalles sobre este lugar arcano del ciberespacio. Elliot es un cracker que vive al margen de la ley pero tiene un sentido moral muy claro. Cuando era pequeño su padre le enseñó mucho conocimiento de programación, y él desarrollo muchas habilidades. Elliot no es una persona sociable al contrario es muy retraido y tímido, pero son estas características de su personalidad las que lo impulsan a ser un máster de la informática y el hackeo.

La serie muestra la realidad de las técnicas de hackeo e informática actuales. La banda sonora es increible y puede ser disfrutada por grandes y chicos. Esta serie también marca el retorno a las pantallas del actor Christian Slater, al cual no veía actuar desde los noventas. Esta serie también nos muestra el presente de algunos movimientos de hacktivistas como Fsociety, que vendría a ser como una especie de Annonymus y como planean la caida del sistema financiero corrupto, en la segunda temporada ahondan más sobre este tema.

Esta es una de nuestras series favoritas del 2016 y 2017 no te la pierdas!

 

 

 

 

 

 

 

Escritores de Ciencia Ficción: ¿literatos o profetas?

Los padres de la ciencia ficción son sin lugar a dudas Julio Verne y Herbert George Wells. El primero con obras como “Veinte mil leguas de viaje submarino” o “Viaje al centro de la Tierra” y el segundo con obras como “La máquina del tiempo” o “La guerra de los mundos”.

Muchas veces sin apenas desearlo los escritores de ciencia ficción han sido los visionarios de ideas que más adelante algunas empresas se han atrevido a plagiar, por decirlo de alguna manera. Y bien pensando, ¿si la idea es buena por qué no desarrollarla?

Continue Reading >>

Esto sí que es ciencia ficción

La ciencia ficción tiene una innegable vocación de futuro. Salvo contadas y honrosas excepciones, la ciencia ficción se centra en “hechos” que aún no han ocurrido, desarrollando sus historias y ambientaciones en un futuro a veces muy lejano, a veces menos. Sin embargo, parece que le estemos cogiendo el ritmo y que en poco tiempo podríamos alcanzar a la ciencia ficción, si es que no lo hemos hecho ya.

Y no me refiero a que pronto nuestros coches volarán o a que podemos videoconferenciar de forma instantánea con nuestras antípodas, no. Hablo de las cosas malas. Echando un vistazo a nuestro alrededor y fijándonos bien, podremos advertir muchos rasgos de los distintos futuros sombríos que la Humanidad ha imaginado, encarnados en nuestro presente. Así que gozad y regocijaos, frikis; esto es ciencia ficción.

Continue Reading >>

Viaje al presente

Viajar al futuro tiene que molar. Eso no creo que lo pueda dudar nadie. Tiene que estar bien ver en qué da todo esto, ver cómo van las cosas a la larga. Aunque imagino que lo mejor, sin duda, lo que más nos atrae, son las diferencias que encontraremos respecto a nuestro presente. Cosas inesperadas, insospechadas, sofisticadas, inquietantes, absurdas.

A la gente no le da por plantearse qué pasa con esos viajeros del tiempo para quienes nuestro presente es su futuro, es decir, que vienen del pasado. ¿Que nunca has oído hablar de que nadie haya viajado en el tiempo hasta ahora? Bueno, eso es otro asunto. Aparte, hay una novela de Wells. Pero bueno, que me pregunto qué pensarían de nosotros, de nuestro mundo, de nuestra forma de vivir.

Continue Reading >>

Superpapá

Hoy vengo a hablaros de un superhéroe. Pero no de un superhéroe de chichinabo, como Superman, Spiderman o esa panda de mataos de la Marvel o DC. Vengo a contar una historia menos espectacular, con menos saltos (o menos espectaculares en general), sin vuelos (normalmente, no siempre) ni trajecitos ridículos (eso también depende). El protagonismo hoy lo tiene el heroísmo de lo cotidiano. Lo tiene Superpapá.

Nadie conoce con certeza cuáles son los orígenes de los poderes de Superpapá, aunque hay mucha especulación al respecto. La teoría más extendida dice que esos poderes brotan de forma espontánea e el momento en que el individuo X se convierte en padre, aunque no se ha fijado si esto ocurre en la concepción, el nacimiento o cuando. Al parecer, el individuo X no cobra noción de sus poderes hasta más tarde.

Continue Reading >>

¿En qué momento nos perdimos?

Supongo que todos los lectores de esta web estarán al tanto de lo que es un futurible: simplificando, un futuro posible. Y hablando de futuros posibles, todos conocemos ejemplos de utopías (modelos sociales ideales, “perfectos”) y distopías (su antítesis). A mí siempre me han llamado más las segundas.

Las distopías tienen una presencia habitual en la ciencia ficción, normalmente en el marco de retorcidos futuros derivados de nuestro presente y queriendo presentarse como críticas del mismo. Sin embargo, muchas veces me cuesta identificar la realidad del presente en la distopía de la pantalla o la página. O más bien, me cuesta saber qué parte de la distopía es ficción futura y cual forma parte de nuestra realidad presente.

Continue Reading >>

La adicción de la ciencia ficción

Estoy harto de oír el triste argumento descalificativo de que la literatura fantástica (sea espada y brujería, sea ciencia ficción) es una forma de evasión de la realidad. Y qué pasa, ¿que las sombras esas de Grey (y cualquier ficción, vaya) no es evasión? Además, acaso si pinchas a un elfo del espacio ¿no le duele? Quiero decir con esto que la literatura fantástica no deja de tratar temas universales…

Hoy os voy a dar grandes dosis de la realidad que se cuela en la fantasía. Una sobredosis, en realidad, porque vamos a recordar la presencia de algo tan poco de fantasía como los estupefacientes en la ciencia ficción; y que, sin embargo, también es considerado una forma de evasión. Entonces, si aquel elfo del espacio se droga, ¿se “desevade” y entra en la realidad? Pobrecito…

Continue Reading >>

Más ciencia que ficción en The Thrive Movement

El otro día vi uno de esos documentales muy completos y muy, muy, muy largos que vienen a explicar el funcionamiento real y oculto del mundo, en la línea de las teorías de la conspiración que más o menos a todos los amantes de la ciencia ficción nos interesa (y de hecho, a cualquiera con un mínimo interés por la realidad que le rodea). Se llama Thrive, y me hizo pensar.

Me hizo pensar en lo próximas que están con frecuencia las nociones de lo que entendemos por ciencia y lo que consideramos ciencia ficción. Esto no es una sorpresa para nadie que conozca el mundillo, porque no es la primera vez que hemos visto algo así. Pero lo interesante es preguntarnos hasta qué punto algunos elementos supuestamente de ficción ya son de hecho ciencia, y por qué no lo sabemos.

Continue Reading >>

Criogenización

Nunca me cansaré de informar, de notificar o simplemente de decir, cada vez que escribo un post de ciencia ficción, que ya casi la estamos viviendo, cada vez hay más adelantos del ser humano en tecnología que abarcan un sinfín de campos. Hace unos días, leí un artículo de lo más interesante, y en su momento lei algo parecido en un libro de ciencia ficción: el artículo se trataba de la criogenización.

Aunque tenemos alguna idea sobre este tema, la definición exacta es: “Es una práctica que consiste en conservar mediante frío a humanos o animales a quienes la medicina actual ya no puede mantener con vida, hasta que su reanimación sea posible en un futuro” (Wikipedia) en que posiblemente ya muchas de las enfermedades que nos azotan en la actualidad tengan una cura definitiva.

En el libro que leí, hace muchos años, esta práctica era pura ciencia ficción, donde podían despertar al paciente de una manera fácil y sencilla, por supuesto ya curado de su dolencia, pero mientras transcurría la novela, no veía que el final fuera muy halagüeño para el paciente.

La muerte, ¿una enfermedad incurable?

Hay varias novelas y películas que tocan este tema de una forma un poco pasajera, cuando en la realidad más actual, ya hay cementerios de criogenización en varias partes del mundo.  La hipótesis de este tema surgió en los años sesenta, gracias a una doctora norteamericana: al explicar su tesis, ilusionó a varios científicos que compartían la idea que la muerte no debería ser el fin, sino una pausa, ya que consideraban a la muerte como una enfermedad incurable, con posible restablecimiento si se utilizaba la criogenia.

Es cierto que varias partes y fluidos de nuestro cuerpo ya pueden ser criogenizadas, como por ejemplo los óvulos, espermatozoides, cordón umbilical, transporte de órganos para trasplantes, etc., pero aunque nos parezca maravilloso poder despertarnos en un futuro, donde posiblemente éste sea mucho más avanzado con importantes innovaciones y tecnologías y con sucesos históricos sorprendentes, no podríamos pensar y sentir que estamos fuera de ambiente, como pez fuera del agua.

Una cuestión de solidaridad natural

Me parece muy bien, que mucho de lo que hemos leído en libros y visto en películas de ciencia ficción, se esté viviendo en el ámbito actual, ya que nos otorga, a veces, mejor calidad de vida, pero considero que tenemos que dejar paso a los que vienen detrás de nosotros ya que lo tienen muy complicado:

Vendríamos nosotros ya descongelados y del pasado, ¿Para qué? ¿Hacer qué?.  Dejemos que el futuro vaya a su ritmo, me parece bien la criogenización para poder resolver las incógnitas de las enfermedades y utilizarlas para el bien común, pero particularmente yo, no me congelaría.

Cuando la ciencia supera a la ficción

No es la primera vez que hablamos de ciencia ficción que se hace realidad, ni creo que vaya a ser ésta la última, pero, echándole un vistazo a lo que sabe sobre un videojuego de Disney, aún por publicarse, llamado Disney Infinity.

No tiene demasiado que ver, pero cuando le he echado un vistazo a las imágenes del videojuego se me han venido a la cabeza los hologramas de algunas películas, como puede ser el caso, por poner un ejemplo y que no nos perdamos, del de la princesa Leia dirigiéndose a los protagonistas de La Guerra de las Galaxias.

El caso es que el programa, por lo poco que ha ido desvelando Disney, podrá disfrutarse en todas las plataformas e interactuará con las imágenes que recoja la cámara del dispositivo en el que se instale de modo que se generan animaciones tridimensionales de todo tipo, mezclando imagen real y generada.

Near Field Communication

No es exactamente una holografía: es mejor. Al fin y al cabo, ya se han conseguido hologramas desde hace tiempo, pero lo novedoso de estas nuevas imágenes se refiere a una tecnología llamada NFC (Near Field Communication). Mediante ella, la interfaz del aparato muestra unas u otras imágenes, según a qué sensor se le acerque.

Más aún: basta con que el sensor NFC detecte, en este caso a través de la cámara, en otros, a través de la señal electrónica que transmiten, determinado objeto para que se dispare una de las muchas animaciones que Disney ha programado para que así sea.

Más allá de la imaginación

He querido comparar estos nuevos programas con las holografías porque, la verdad, no he encontrado un punto de comparación más adecuado, pero, como vemos, la realidad no sólo ha alcanzado a la ficción (la va a alcanzar en junio, cuando se publique el juego) sino que la ha superado muy ampliamente.

Es curioso: tuvo que pasar ciento cuatro años para que la novela De la tierra a la luna se hiciera realidad; sin embargo, para que la idea que parecía nacida la mente de un genio enloquecido de la holografía se haya visto alcanzada y superada sólo han sido necesarios 36.

Cronistas del futuro

A caballo entre la reflexión, la esperanza en algunos casos y el temor en otros, según de que relato hablemos, me doy cuenta de que ciertas ideas nacidas de la febril imaginación de los autores de ciencia ficción tardan cada vez menos en hacerse reales.

Dicho de otro modo: a este paso, la ciencia va a acabar por superar a la ficción y el novelista del género va a acabar por parecer un cronista. Espero que no. Por el bien de nuestra imaginación.