Rss

Archives for : realidad

Cuando la realidad supera a la ficción

Aunque los telediarios suelen centrarse en la actualidad política y social de cada región, de cada país o del mundo en general, en ocasiones hay noticias que deberían ser mencionadas ya sea por su inverosimilitud o por lo extraño del caso. En resumen, a veces la realidad supera a la ficción, y la supera con creces.

Aunque puedan parecer noticias falsas o inventadas por mentes privilegiadas, lo cierto es que cada día se producen en el mundo cientos de hechos increíbles que solo podíamos imaginar en las películas.

Continue Reading >>

Criogenización

Nunca me cansaré de informar, de notificar o simplemente de decir, cada vez que escribo un post de ciencia ficción, que ya casi la estamos viviendo, cada vez hay más adelantos del ser humano en tecnología que abarcan un sinfín de campos. Hace unos días, leí un artículo de lo más interesante, y en su momento lei algo parecido en un libro de ciencia ficción: el artículo se trataba de la criogenización.

Aunque tenemos alguna idea sobre este tema, la definición exacta es: “Es una práctica que consiste en conservar mediante frío a humanos o animales a quienes la medicina actual ya no puede mantener con vida, hasta que su reanimación sea posible en un futuro” (Wikipedia) en que posiblemente ya muchas de las enfermedades que nos azotan en la actualidad tengan una cura definitiva.

En el libro que leí, hace muchos años, esta práctica era pura ciencia ficción, donde podían despertar al paciente de una manera fácil y sencilla, por supuesto ya curado de su dolencia, pero mientras transcurría la novela, no veía que el final fuera muy halagüeño para el paciente.

La muerte, ¿una enfermedad incurable?

Hay varias novelas y películas que tocan este tema de una forma un poco pasajera, cuando en la realidad más actual, ya hay cementerios de criogenización en varias partes del mundo.  La hipótesis de este tema surgió en los años sesenta, gracias a una doctora norteamericana: al explicar su tesis, ilusionó a varios científicos que compartían la idea que la muerte no debería ser el fin, sino una pausa, ya que consideraban a la muerte como una enfermedad incurable, con posible restablecimiento si se utilizaba la criogenia.

Es cierto que varias partes y fluidos de nuestro cuerpo ya pueden ser criogenizadas, como por ejemplo los óvulos, espermatozoides, cordón umbilical, transporte de órganos para trasplantes, etc., pero aunque nos parezca maravilloso poder despertarnos en un futuro, donde posiblemente éste sea mucho más avanzado con importantes innovaciones y tecnologías y con sucesos históricos sorprendentes, no podríamos pensar y sentir que estamos fuera de ambiente, como pez fuera del agua.

Una cuestión de solidaridad natural

Me parece muy bien, que mucho de lo que hemos leído en libros y visto en películas de ciencia ficción, se esté viviendo en el ámbito actual, ya que nos otorga, a veces, mejor calidad de vida, pero considero que tenemos que dejar paso a los que vienen detrás de nosotros ya que lo tienen muy complicado:

Vendríamos nosotros ya descongelados y del pasado, ¿Para qué? ¿Hacer qué?.  Dejemos que el futuro vaya a su ritmo, me parece bien la criogenización para poder resolver las incógnitas de las enfermedades y utilizarlas para el bien común, pero particularmente yo, no me congelaría.

Robótica

Es impresionante que  la ciencia ficción del pasado está llegando a nuestro presente a pasos agigantados: podríamos decir que la tecnología y la robótica es parte ya de nuestra vida cotidiana y si no lo crees así, dentro de poco lo verá mucho más cercano.

La definición exacta de robótica: “Es la rama de la tecnología que se dedica al diseño, construcción, operación, disposición estructural, manufactura y aplicación de los robots. La robótica combina diversas disciplinas como son: la mecánica, la electrónica, la informática, la inteligencia artificial, la ingeniería de control y la física. Otras áreas importantes en robótica son el álgebra, los autómatas programables y las máquinas de estados.” (Wikipedia).

Maravillas muy útiles

Hace unos días, salió una noticia muy curiosa y un poco escalofriante en la que una mujer de 53 años a la que se le diagnosticó 13 años atrás una enfermedad cerebral degenerativa y paralizada del cuello hacia abajo, se conseguía que pudiera utilizar mentalmente un brazo robótico con una agilidad próxima a un brazo humano: la tecnología unida con la robótica pudo, en este caso, utilizarse para eludir los nervios con problemas y mandar información correcta a los músculos atrofiados.

Whatever Happened to Baby Jane?

Desde hace años, la línea de investigación de los científicos va dirigida a un futuro muy próximo y están utilizando la robótica para muchas aplicaciones prácticas, como automoción, medicina, informática, etc., y están explorando con androides casi humanos. Tanto es así que ya hay un androide que es capaz de sentir y mostrar emociones y otro creado en Inglaterra equipado con un intestino verdadero capaz de digerir glucosa y procesarla como energía.

Sorpresa tras sorpresa

Pero hay otros ejemplos menos escalofriantes y más sorprendentes como el que nos llega desde Rusia, donde han desplegado un telescopio robótico para poder estudiar y localizar fenómenos instantáneos en el universo o robots diseñados para explorar las profundidades de instalaciones siniestradas o aquéllos que se mueven al son de la música o de cualquier sonido e incluso mini robots que son asistentes de  limpieza, que mientras barren la casa, tu descansas.

Posiblemente la robótica sea una esperanza más para el ser humano en muchas facetas de su vida, ya que los aparatos que tenemos alrededor ya facilitan nuestra existencia diaria, pero también hay que tener cuidado ya que puede llegar en un futuro, posiblemente no muy lejano, algún problema que aún no haya aparecido.

Solo esperamos que no pase como en la película “Terminator” en que los robots dominaban al mundo…

 

¿Yo, Robot?

Os aclaro: no voy a hablaros de la película “Yo, robot”, no os voy a contar que fue protagonizada por Will Smith y fue escrita por Isaac Asimov hace ya muchos años y tampoco os contaré que la historia que representa es de un futuro más bien lejano, donde los robots son parte del día a día.

Sólo os informo sobre este tema porque hace unos días leí en una revista de tirada semanal (y también investigué por mi cuenta), que unas firmas determinadas de prendas femeninas (no se sabe cuáles) y en unos grandes almacenes (no se sabe dónde), los maniquís tienen incorporada una mini cámara (en el interior de las pupilas) conectada a un programa de software de última generación alojado en la cabeza del maniquí. Por este motivo lo asocie con la película “Yo, robot”.

Moda

Esta nueva generación de maniquís llamada “Eye See” es la que ya da en un recuerdo de futuro, la información deseada a los comerciantes de cualquier firma o tienda en cualquier parte del mundo, ya que este software manda información sobre la edad, determinan el sexo, la raza y los rasgos faciales del cliente y el tiempo que pasa viendo  la mercancía expuesta.

Ciencia ficción hecha (de nuevo) realidad

Esta obra que parece de ciencia-ficción ha sido elaborada por la empresa Almax (empresa fabricante de maniquís desde hace más de cuarenta años) y Kee Square – Spin off de la Universidad Politécnica de Milán. Esta unión cubre la necesidad de una información fidedigna de los usuarios de una manera espontánea y revelando importantes detalles de la firma expuesta.

Este producto no es un prototipo, como he comentado anteriormente, estos maniquís ya están en tiendas de algunas firmas exclusivas (ya se han vendido decenas) que necesitan saber con exactitud mediante la expresión facial, expresión corporal y tiempo de exposición frente al maniquí, la opinión expresiva de sus potenciales clientes sobre la mercancía expuesta.

El futuro ya está aquí

El resultado ha sido tan halagüeño que están pensando incorporar a los nuevos maniquís, audio, para saber una opinión verbal más exacta de sus clientes. No sería de extrañar que en un futuro (espero que un poco más lejano) estos maniquís aparte de estar observándonos y dentro de poco escuchándonos, terminen por hablarnos y atendernos.

El futuro ya lo tenemos a la vuelta de la esquina, lo que antes solo estaba en nuestra imaginación ahora lo podemos palpar, tocar y ver y posiblemente nos atenderá.

Ciencia-ficción o no ciencia-ficción. La gran pregunta

Hoy en día vemos y experimentamos una gran cantidad de realidades en nuestra vida cotidiana que hace solo 15 años atrás parecían ciencia-ficción y que en la actualidad es tecnología pura.

Gracias a muchos libros y películas que en su momento eran de ciencia-ficción, despertaron la curiosidad y la creatividad a muchos niños y jóvenes en aquel entonces y que ahora al ser adultos y profesionales nos ayudan a que esa ciencia-ficción sea pura realidad.

Pongamos varios ejemplos:

En el ámbito científico:

Puesta en marcha a partir del año 2001, las ecografías tridimensionales (3D/4D), han sido uno de los mayores logros en el campo de la obstetricia, pudiendo observar tanto la madre como el medico los rasgos, gestos y movimientos en tiempo real de un ser humano en el útero materno.

Con la mano levantá

Hoy en día existen sondas ecográficas que permiten escanear cualquier gestación desde el principio obteniendo imágenes tridimensionales con gran exactitud en todo el embarazo.

En el ámbito automotor:

En temas de automoción la lista es más bien corta, (por ahora, pero ya se andará) aunque ya tenemos un coche que aparca solo, un aparato que se instala en el coche llamado GPS que nos informa de qué vía es mejor que otra para llegar al destino deseado, o un coche que frena a cierta distancia sin que frene el conductor.

Saldrá dentro de un tiempo el coche sin conductor, adaptado con complejos sistemas de radares, ordenadores y sensores que usarán mapas para guiarse por carreteras. Todos estos proyectos son principalmente para evitar accidentes de tráfico, ya que se considera que la mayoría de las veces los accidentes son por equivocaciones humanas.

En el ámbito de cine:

Aquí, los cinéfilos están en la gloria, ya que la tecnología y la ciencia-ficción, podría decirse que es una sola.  En la película “Avatar” utilizaron unos impactantes efectos especiales tecnológicos. Como comentario, uno de los efectos especiales fue el de unos trajes que llevaban incorporados unos sensores que captaban los movimientos de los actores y conectados a un ordenador podían hacer a los personajes digitalmente.  Esta técnica fue también adaptada a “El señor de los anillos” y “El Hobbit” en el papel de Gollum.

Comic-Con 2004 - life-sized Gollum statue

Caben muchos más ejemplos

Solamente se han puesto tres ejemplos que la mayoría de nosotros conocemos por haberlo leído o visto en televisión, pero hay muchas más tecnologías punta en otros campos que harán que la ciencia-ficción sea más una realidad que algo con lo que se pueda soñar.